06 agosto 2015

ANTONIO MIGUEL CARMONA: A STAR IS BORN

Ha nacido una estrella: Antonio Miguel Carmona. No cabe duda. Los malos resultados electorales de Carmona en Madrid junto con los magníficos resultados de audiencia de Carmona en los programas de televisión tras su destitución lo indican claramente. El hecho de que a Carmona le guste más una cámara que a los perros los picatostes apoya esta tesis. La necesidad que tiene el panorama televisivo de renovar constantemente su agenda de celebrities y diversificar sus procedencias apunta en la misma dirección.

No será súbito, de la noche a la mañana, sino gradual. Carmona seguirá visitando tertulias políticas, pero ocasionalmente comentará también temas “de sociedad” e intervendrá en programas “de actualidad del corazón”. Empezará a compartir mesas de debate con Ramoncín, con Peñafiel, con Risto Mejide. Su perfil mediático irá girando lentamente hacia este nuevo registro, y un día, por cualquier banalidad, se enzarzará en alguna dura polémica con Olvido Hormigos, o con Ylenia, o con Rosa Benito. Acusaciones cruzadas. Paparazzi en la puerta de casa. Rumores sobre su romance con Terelu Campos. A partir de ahí el proceso se acelerará. Primer “Sálvame”. Participación como jurado en la nueva edición de “Tú sí que vales”. Segundo “Sálvame”. Rumores sobre su homosexualidad. Tercer “Sálvame”. Participación en “Tu cara me suena 12”. Contratación en “Sálvame” como colaborador fijo tras la marcha de Kiko Matamoros. Contratación en “Sálvame” como presentador sustituto de Jorge Javier Vázquez para los viernes, los meses de verano y la edición diaria de “Buenos días, Sálvame” de 6 a 12 de la mañana.

Y finalmente, como colofón a la carrera de este profesor universitario de economía, victoria en “Supervivientes VIP 2027 - Infierno radioactivo en Fukushima”, tras derrotar en la final a sor Lucía Caram, declarando que este triunfo “indica que hay una mayoría de espectadores de realities que están a favor del cambio y de formas socialdemócratas de concursar en televisión”.