23 agosto 2015

RABINOVICH SE VA CON ESTHER PÍSCORE



Muere Daniel Rabinovich de Les Luthiers y el “Telediario” le dedica poco más de un minuto para decir quién era él y quiénes son Les Luthiers. Hay que joderse. Que se muera el gran Rabinovich ya es una mierda, pero que el Telediario dé la noticia así clama al cielo.

No vamos a hacernos mala sangre comparando la despedida a la gran Lina Morgan con la despedida a Rabinovich (ella fue española desde 1937; él, español desde 2012. Sépanlo los zopencos que crean que una noticia así tiene nacionalidad). Pero visto lo visto vamos pedirle a TVE que aprenda de lo sucedido.

Habrán comprobado las lumbreras de nuestra televisión pública que en agosto el pulso de la actualidad se acelera, los teletipos no dejan de escupir grandes titulares, los enviados especiales piden paso, las noticias se amontonan y hay que hacer equilibrios para elegir cuáles entran y cuáles no en un informativo de una hora. Es lo que tienen las vacaciones de verano. Por otra parte, es fácil comprobar que Carlos López Puccio, Jorge Maronna, Marcos Mundstock y Carlos Núñez Cortés, también integrantes y fundadores de “Les Luthiers”, siguen peligrosamente vivos y puede darles por morirse este mismo siglo, lo que puede volver a hacer pasar un mal rato a los pobres responsables de la escaleta del “Telediario”, Dios no lo quiera.

Por eso TVE debe curarse en salud y abrir un hueco en su programación para dar cabida a “Les Luthiers”. Como artistas invitados en programas de humor. Como artistas invitados en programas de música. Como artistas invitados en programas de teatro. Como artistas invitados en programas de ficción. Como artistas invitados en programas de cocina cortando al enemigo en pedacitos y sirviéndolo a la patria o bien en el molde. Gracias a este hermoso servicio público, todos los españoles conoceremos a “Les Luthiers”, y, cuando llegue una mala noticia, TVE podrá meterse su minuto de explicaciones en el “Telediario” por donde le quepa.