8/6/18

TRAZAS DE CACAHUETE


La solución contra la ola de personas ofendidas por las opiniones de los demás sería colocar al comienzo de cada programa de debate una pantalla con un sencillo aviso: “Le advertimos de que en este espacio cabe la posibilidad de que se defiendan opiniones diferentes a la suya, incluso opiniones radicalmente opuestas a las que posee usted. Esta defensa puede realizarse de formas muy vehementes y convincentes, usando todos los recursos de retórica -incluidas la ironía y la exageración-. Es posible que alguno de los participantes descalifique las ideas políticas, religiosas, deportivas, etc., que usted posee. Si no va a poder soportarlo, le recomendamos que cambie de canal o apague el televisor”.

La solución contra la ola que nos invade de personas ofendidas por gags humorísticos sería colocar al comienzo de cada programa de humor una pantalla con un sencillo aviso: “Está usted a punto de contemplar un espacio de humor. Cabe la posibilidad de que se hagan bromas respecto a sus preferencias sexuales, políticas, religiosas, deportivas, etc. Quizá aparezcan imágenes con montajes humorísticos sobre líderes, dioses o actores que usted aprecia. Incluso pudiera ser que se cuenten chistes protagonizados por personas que han nacido en el mismo lugar que usted. Usted puede continuar viendo el programa bajo su exclusiva responsabilidad, y se compromete a no demandar a sus responsables por muy ofendido que llegue a sentirse”.

Y algo parecido al comienzo de los informativos, señalando que quizá al espectador le disguste el enfoque que el periodista haya dado a una noticia. Y algo parecido al comienzo de las películas, destacando que quizá sus personajes malvados compartan con el espectador el sexo o la profesión o la nacionalidad. Y, ya por último, para terminar y curarse completamente en salud de cualquier denuncia que pudiera aparecer, espacios de debate, de humor, informativos y películas deberían señalar igualmente que el programa puede contener trazas de cacahuete, no vaya a ser que alguien tenga una reacción alérgica.

No hay comentarios: