21/1/08

ORIÓN

Ellos tienen los dientes increíblemente blancos. De una blancura inédita, sencillamente imposible en la especie humana. De un brillo fosforescente que dentro del reino animal tan sólo se encuentra en algunas especies abisales. Ése es el test Voigt-Kumpf que actualmente les distingue a Ellos de Nosotros. ¿Cómo saber si algún homínido pertenece a ese difuso mundo de las celebridades, -cine, sexo con conocidos, música, premios planeta, televisión, bailarinas de fondo, cocainómanos-? ¿Por su presencia en las pantallas? No es del todo exacto. ¿Por su reconocimiento popular? Yyyy... casi pero no. Hay un criterio que enfoca mejor la diferencia: los dientes. Si son de color de diente humano, entonces es uno de Nosotros. Si hace falta ponerse gafas de sol para contemplarlos, entonces es uno de Ellos.

Pasa en "Shark". Sebastian interroga a un delincuente suburbial que dice saber algo sobre el asesinato de la novia de Isaac. El ratero viste como un pordiosero y exhibe maneras toscas, pero sonríe y muestra una dentadura perfecta bajo cuya luz se podría leer el periódico cerca de la Puerta de Tannhäuser. Le hemos pillado: es uno de Ellos. En "España Directo" se nos acercan a diario las curiosidades de la vida cotidiana en nuestro país, pero la panadera de Lorca es uno de Nosotros, mientras que el simpático entrevistador delata cada vez que abre la boca que está fingiendo su simpatía, su cercanía, que su origen es otro y su vida corre peligro si es descubierto.

El mejor ejemplo: ¿cómo saber en "Pasapalabra" quién es el concursante y quiénes los famosos que le acompañan en el equipo? ¿Fijándose en quién sabe que Picasso fue pintor? No, de verdad. Una vez hubo un famoso que conocía a Picasso. El método infalible es mirar a los dientes: aquél que tenga dientes de color humano es el concursante. Los demás son Ellos, delatándose en cada risa, en cada sonrisa cómplice con la que informan a los suyos de que también ha visto naves en llamas más allá de Orión.

6 comentarios:

Komond dijo...

Anda, ¿uno sabía quién era Picasso? ¿Quién era? ¿Miguel Bosé no? Claro, él lo tiene fácil, ¡así cualquiera!

Por cierto, al final ya se decidieron y sí que sale la edición de toda la vida de Blade Runner en pack de 5 dvds sin ser limitada ni na', con las 5 versiones de Blade Runner y más horas de extras que dedos tengo entre pies y manos, por 45€. Pero vamos, que si sólo te interesa la original y no vas a ver extras ni nada..., yo un día de estos te la llevo y ya decides tú si quieres comprarla después o no.

All those moments, will be lost in time, like tears in the rain. Time to die... (joer, ya me ha vuelto a hacer llorar la escena coño...)

Fany dijo...

Me parece que esta teoría metafísico-odontológica (o dientuna)cojea; bajo ella subyace el Argumento del Tercer Diente. Es decir, si admitiéramos como válido su planteamiento nos enfrentaríamos a la siguiente aporía: "Si un Diente de Nosotros imita o participa de la Idea del Diente de Ellos, dicha Idea dejaría de ser Individual. Por lo tanto, para conservar la Divina Individualidad de la Idea, nos veríamos comprometidos a postular la existencia de un Tercer Diente, al cual Tu Diente y El Mío imitasen. Si bien ese Tercer Diente requeriría otro Cuarto Diente, y este un Quinto, y así sucesivamente hasta el infinito."
Por cierto, ¿pintor Picasso? Creo que se equivoca... Si mal no recuerdo es uno de los protagonistas de la mítica serie Pokemon, "(...) una de las 493 criaturas ficticias de la franquicia Pokemon, (...) un pokemon ratón de color amarillo, de tipo eléctrico. En la Pokedex original ocupa el lugar número 25. (...)" (Wikipedia, 2001)

Antonio Rico (antoniorico_tv@yahoo.es) dijo...

Para Komond:
Vale, a ver si es verdad que te traes un día un sencillito DVD con el Blade Runner de toa la vida.
Para Fany:
Pasa algo raro. Cliko (¿clico, clicko, kilco, kiclo, kicol?) en tu nombre y me sale un tío con una zanahoria. Y ya no puedo clicar más. De verdad, no me he metido nada. Ni blog ni ostias: un tío con un traje sideral con una zanahoria. ¿Estoy haciendo algo mal, estoy trastornado, nunca debí abrir este maldito blog?

Turanga dijo...

Para Antonio Rico: Sí, sale un tío con una zanahoria, a mí también me ha pasado, aunque yo diría que más que un tío es un click de Famóbil. A lo mejor ése era el "click" que estabas buscando.

fan-y-fan dijo...

Podría mentir y decirle que me he equivocado al insertar el vínculo de mi blog, podría mentir y decirle que la imagen alberga un significado subliminal, fructífero, maduro y jugoso, pero tan solo le diré que eso que usted contempla es la foto de un hombre y su zanahoria. Mmm... ¿Que es algo sacado totalmente de contexto? Por supuesto. ¿Que usted pierde el tiempo prestándole atención? Sin duda. Aún así... ¡Es un hombre y su zanahoria! Benditas excentricidades las mías. Gracias por inspirármelas, Antonio Rico.

Sergio dijo...

Hace meses que no veo pasapalabra, pero no te creas, Antonio, muchos de los "ayudantes" tienen una cultura excepcional y un vocabulario extraordinario ( ¡ perdón por el pseudopareado en palabras consecutivas! ).

Por ejemplo, Luisa Martín, no tuve ocasión de verla por motivos de trabajo pero leí en La Voz de Galicia ( me hallaba aquellos días en La Coruña en un curso de mi empresa de entonces) que fue fundamental en que una concursante se llevara el bote con un puñao de millones de pesetas.

P.S.: ¿ Por qué todos decimos siempre eso de "de las antiguas pesetas"? ¿ Que hay, pesetas nuevas?

Enhorabuena por tu blog de este
juntador de palabras títeres.