30/1/08

PIANO USADO


El arranque de "Vientos de agua"

El pasado lunes, la TPA estrenó la serie “Vientos de agua”. ¿Estrenó? ¿Pero no la había estrenado ya Telecinco? ¿No fue la cadena de “Escenas de matrimonio” la que trató “Vientos de agua” con la misma delicadeza con la que Adolfo Hitler trató a los judíos? ¿No fue Telecinco la que relegó la historia de José Olaya, que tuvo que lanzarse a la aventura americana con la identidad de su hermano Andrés, al gueto de la madrugada para después aplicar sin misericordia la “solución final”? ¿Se puede decir, entonces, que la TPA estrenó el pasado lunes la serie “Vientos de agua”? Por supuesto. Claro que sí.

En “Cuando ruge la marabunta”, esa película erótica disfrazada de hormiga roja, Christopher Leningen (Charlton Heston) se enfada con su mujer (Eleanor Parker), con la que se ha casado por poderes, cuando se entera de que ya estuvo casada. Los dos están en salón, y ella toca un piano de cola. Laningen pronuncia entonces esta tremenda frase: “La única condición que puse cuando construí esta casa es que todo fuera nuevo. Este piano nunca había sido tocado por nadie”. Su mujer, entonces, replica de la forma más inteligente y sutil posible: “Si supiese algo de música, se daría cuenta de que un piano suena mejor cuando se ha tocado”. El gran Christopher Leningen, creador de un imperio en medio de la jungla, no sabe nada de pianos. No sabe nada de mujeres. No sabe nada de nada. Telecinco, como Leningen, quiere ser la primera cadena en todo. Fue la primera en emitir “Vientos de agua”, por ejemplo. Pero la TPA debe entender que un piano, y una serie televisiva, suena mejor cuando se ha tocado o cuando se ha emitido. Sobre todo, cuando se ha tocado y se ha emitido mal.

Al final de “Cuando ruge la marabunta”, Leningen reconoce que su mujer tenía razón al hablar del piano: suena mejor cuando ya se ha tocado. Siéntense a ver “Vientos de agua” en la TPA y llegarán a la misma conclusión a la que Leningen le costó tanto trabajo llegar. No esperen a que ruja la marabunta. No esperen a que un ejército de hormigas rojas ponga las cosas en su lugar. Ya verán qué bien suena el piano usado de “Vientos de agua”.

2 comentarios:

Jovi dijo...

Sea nuevo o usado este piano siempre sonará bien porque está bien hecho y con buenos materiales...

Max Estrella dijo...

Telahinco está ocupada cebando su marabunta de hormigas blancas, y maquinando el temible nuevo trabajo en el que depositar el "talento de Jorge Javier Vazquez, Carmen Alcayde y el equipo de Aqui hay Tomate"...que Dexter nos pille confesaos.