30 septiembre 2008

LOS VIEJOS TIEMPOS

Antes de que “House” comenzara cada capítulo con una adivinanza, ya lo hacía “A dos metros bajo tierra” pero de forma más bestia. “A dos metros” no empezaba con un juego en el que el espectador debía averiguar quién enfermaría y acabaría en manos del Dr. House para que lo curara, sino que intentaba acertar quién moriría y acabaría en manos de la familia Fisher para que lo limpiara, arreglara, oficiara su funeral y lo incinerara. Eran buenos tiempos aunque La 2 no supiera tratar a la serie como se merecía, algo que Cuatro sí sabe hacer.

Hace tiempo que David Fisher (Michael C. Hall), el segundo de los hermanos de la familia Fisher, volvió a nuestras casas transformado en el psicópata Dexter. Comenzamos a verlo por los viejos tiempos, pero ahora lo vemos porque tiene razón mi amiga Piluca: “Dexter” es una serie estupenda. El que reapareció el domingo por la noche fue Nate Fisher (Peter Krause). Ahora se llama Nick George y es el abogado de la familia Darling en “Sexy money”, la serie que estrenó Antena 3 el domingo por la noche.

A pesar de que la serie tiene un nombre que espanta y de que la cadena se pasó el domingo sobreimpresionando en la pantalla un cartelito horrible que avisaba del estreno, le dimos una oportunidad por los viejos tiempos. Algo quedó claro: Nate no tuvo la suerte de su hermano psicópata en su nueva serie, que no deja de ser una versión actualizada de aquellos folletines norteamericanos de los ochenta (“Dallas”, “Dinastía”, “Falcon Crest”). Aun así, como no está mal hecha, vale la pena seguir echándole un ojo los próximos domingos, pero sólo hasta que regresen los nuevos capítulos de “Aída”. Entonces habrá que volver con la familia García, que no procede de “A dos metros” sino de “7 vidas”, pero también con ellos nos acordamos de los viejos tiempos.

2 comentarios:

Elenía dijo...

No he visto nunca A dos metros bajo tierra a pesar de que mi madre me la recomendó hace tiempo (ella es el genio en cuanto a series)ni tampoco Dexter... no merece la pena ver una serie a medias para taparme los ojos cada dos por tres.

De todos modos en mi opinión son los mejores actores los que prevalecen como líderes de dos series de T.V distintas. Por ejemplo Kelsey Grammer aunque él se beneficiase del gran spin-off de Cheers. Otra que sobrevivió fue Calista Flockhart aka Ally McBeal. Me gusta muchísimo su último proyecto Cinco hermanos. Altamente recomendable.

Anónimo dijo...

No se, vi A Dos Metros Bajo Tierra un par de veces y me quedo con el analisis que hacen en Padre de Familia.

Dos peces hablan, y uno le dice al otro "Sabes, aunque jamas he salido del agua y no tengo ni idea del mundo exterior, sigo pensando que A Dos Metros Bajo Tierra es horriblemente pretenciosa".