06 febrero 2011

SOBERA GANADOR

Carlos Sobera y su nuevo concurso "Atrapa un millón" se enfrentó el pasado viernes por la noche a tres rivales a la vez. Y venció a los tres. Por un lado, luchaba contra los índices de audiencia que habitualmente obtiene "DEC" en tal franja horaria. Y ganó. Al mismo tiempo, luchaba contra el índice de audiencia que "DEC" había obtenido el día anterior, jueves, -a donde había sido desplazado de forma ocasional esta semana justamente por la llegada de las Fuerzas del Bien capitaneadas por Soberita-. Y ganó. Por último, se enfrentaba contra su enemigo más poderoso, un "Sálvame" especial creado alrededor de "La Caja" noséqué en donde los niveles de podredumbre vital de Telecinco se destilaban hasta alcanzar unos niveles de concentración fétida que bordeaban los límites que la propia naturaleza impone a la materia creada en el big bang. Y ganó, -por los pelos, en la segunda parte del programa, pero ganó-.

¿Vieron el concurso de Sobera? Los concursantes apuestan fajos de 25.000 euros en varias casillas; las que resultan equivocadas se abren y se ve como el dinero se pierde cayendo por unos toboganes de metacrilato. Cada vez que esto ocurría y veíamos cientos de miles de euros perderse para siempre yo creía ver también a Cantizano rodando cuesta abajo hacia la nada, a Chelo García-Cortés precipitándose hacia la suspensión de su programa, a Karmele Marchante y su yaya en caída libre hacia el fin de una era. Por primera vez en la Guerra de los Cien Años que mantienen Antena 3 y Telecinco por el control del prime time de los fines de semana, una de las dos cadenas se atrevió a utilizar la inaudita táctica de no programar montajes sobre cotilleos y cotilleos sobre montajes. Y ganó. Ganó dentro de su propia cadena y ganó en la lucha contra la cadena rival. Ganó a la competencia del pasado contra la que luchaba y ganó a la competencia del presente que simultaneaba programa con "Atrapa un millón". Es tentador, aunque quizá demasiado ingenuo, creer que también ganó el futuro de los viernes por la noche.