07 julio 2013

"¿ME VAS A PROTEGER, DIRECTOR?"

Me quedé hasta el final del “Sálvame” vespertino del viernes para ver en los títulos de crédito el nombre del guionista que había escrito la escena de la marcha de Paz Padilla del plató. Me había parecido una gran secuencia, la mejor que hemos visto recientemente en Telecinco, y tenía curiosidad por saber quién era su autor. Es cierto que la potencia dramática del momento también se vio reforzada por la excelente intepretación de Padilla, que cada vez se aleja más de los registros cómicos en los que comenzó su carrera para manejar con solvencia y credibilidad personajes dramáticos -nada que ver con el acartonamiento insípido al que ya nos tiene acostumbrado Kiko Hernández-. La realización llevaba el sello inequívoco de Telecinco: planos medios con breves ráfagas de primerísimos planos, ruptura de la cuarta pared con imágenes en donde el objetivo se encuentra detrás de las cámaras, travelings que persiguen a la protagonista una vez que ha abandonado el plató... Pero nadie puede negar que el tirón de audiencia de la situación se debió sobretodo al texto de la escena, con hallazgos tan brillantes como “de verdad, no sabéis ahora mismo el mal rato que yo estoy pasando”, o ese mantra obsesivo con el que Padilla llegaba al paroxismo de su agonía: “¿Me vas a proteger, director?”, -como siempre, en España no valoramos a nuestros actores; si Paz fuera norteamericana su “¿me vas a proteger, director?” ya sería más valorado que el “are you talking to me?” de De Niro en “Taxi driver”-.

Y, por lo que se vio, tampoco valoramos a nuestros guionistas. Porque en los títulos de crédito apareció el director, los técnicos, los realizadores, pero nadie se acordó del  autor de la idea de que la presentadora se enfadase por unas fotos en topless ni del escritor que cuajó ese monólogo digno de “Julio César”. Se comienza despreciando el trabajo de los guionistas y se termina, como José Luis Moreno, pidiendo a la ciudadanía que envíe gratuitamente capítulos de comedias para que él los pueda rodar en su nuevo proyecto de televisión.