23 octubre 2008

SUS ALTEZAS REALES TÚ Y YO

Hasta aquí llegamos. Telecinco debe revelar inmediatamente por qué eliminó “Aquí hay tomate”. Ya no se sostiene aquella explicación que dio en su día diciendo que retiraba el programa porque se trataba de un formato que había completado un ciclo y empezaba a dar muestras de agotamiento. Y ya no hay quien se crea aquella otra de que preferían que el tomate dejara un buen sabor de boca y por eso lo eliminaron antes de que la audiencia se cansara de él. Aquí hay algo más que no nos contaron. O, con perdón, aquí hay tomate.

Si se trataba de un formato que había completado un ciclo y empezaba a dar muestras de agotamiento, no deberían haber puesto en su lugar dos programas hechos con el mismo formato a su imagen y semejanza. Primero vino “Las gafas de Angelino”, una versión tan mala del tomate que en vez de dar vergüenza daba grima. Duró tan poco que no nos dio tiempo ni a llevarnos una alegría cuando lo retiraron. Después vino “XQ no te callas”, con el que al menos tuvieron más paciencia. Tanta, que hasta el último instante decían de él que era “un espacio que está creciendo lentamente”. Ya: tan lentamente que ahora las sobremesas de Telecinco están en manos de “Escenas de matrimonio”. Y esa es otra. Porque si Telecinco quiere preservar sus programas de éxito evitando que la audiencia se canse de ellos, no se entiende que “Escenas de matrimonio” se emita y reemita hasta el hastío.

Así que Telecinco debe explicar por qué eliminó “Aquí hay tomate” y olvidarse aquellas explicaciones que no se sostienen. Ahora debe decirnos la verdad. Y si es porque se quejó la Familia Real, como dicen por ahí, que lo reconozcan. A lo mejor la forma de acabar con este tipo de programas es que la Constitución establezca que todos los españoles formamos parte de la Familia Real. Así evitaríamos estar como estamos: venga a darle vueltas al mismo asunto cuando tiene una solución tan fácil.

3 comentarios:

Elenía dijo...

Recuerdo aquel día... estaba son mi sobrina. Y la verdad es que me alegré de que lo quitaran da igual por las razones que fuesen ¡qué cosa más horrible!

Aunque como suelen decir: más vale malo conocido que peor por conocer (o algo así) y parece que se está cumpliendo...

Paria dijo...

Llevo años leyéndote/os pero es que soy un vago a la hora de dejar comentarios...Y aunque soy un fan, hay algunas cosas que nos separarán siempre, porque a mi Bob Dylan me aburre. Además basándome en las veces que habeis nombrado a MacGyver diría que no sois demasiado fans y eso si que es un delito jejejej
En fin, solo me queda decir que Bill Maher es Dios, hum ¿Será eso una paradoja?

Señor Insustancial dijo...

Esta etapa telecinquera será recordada como "la del bucle tomatero".

Un abrazo.