22 febrero 2010

EL NOVENO CÍRCULO JUDESCO

¿Alguien ha visto alguna vez cómo termina "La Noria"? Todos la hemos visto comenzar y desarrollarse hasta las horas centrales de la noche. Pero los periódicos y esas pantallitas de información que ofrecen las televisiones digitales desvelan que en realidad "La Noria" sigue girando sin ir a ningún lado hasta muy entrada la madrugada. ¿Es eso cierto? ¿Algún lector fiable se ha quedado hasta las 2:30 A.M. para ver cómo Jordi González despide el programa con su sonrisa automatic for the people? La red hierve de rumores al respecto. Algunos aseguran que en el último tramo del programa los tertulianos y colaboradores realizan un aquelarre alrededor de una Gloria Serra que, desnuda y en trance, se agita epilépticamente gritando invocaciones a Jaime Peñafiel. Otros juran que tras despedir el programa Jordi González descubre que su rostro no es más que látex con viruelas, ya que se lo arranca y debajo de él aparece una Mercedes Milá riendo posesa mientras el plató es atravesado por relámpagos y aullidos licántropos. Los hay que dicen poder demostrar que "La Noria" no termina nunca, que simplemente la cámara comienza a enfocar hacia otros programas de Telecinco, pero que durante toda la semana Jimmy y Alfonso Rojo y ésa tan pija y Maria Antonia Iglesias siguen ahí, latentes, acechando, alerta.

Yo he intentado desvelar el misterio pero nunca he podido. Me hago atar al sofá, completamente alejado de los mandos a distancia, uncido a un gotero de redbull intraperitoneal, -intraperitoneal el gotero, no el redbull-, y con esos cosos que impedían parpadear y humedecían los ojos en "La naranja mecánica", pero no hay manera. Me duermo, comienzo a hablar en sanscrito o convulsiono con tal violencia que el equipo médico aconseja interrumpir el experimento. Por eso necesito que me lo cuenten ustedes, de primera mano, con total confianza: ¿cómo termina "La Noria"? ¿Alguno de ustedes lo sabe? ¿Alguien se ha atrevido a descender hasta el noveno círculo judesco del infierno?

1 comentario:

Anónimo dijo...

Ni aquelarres ni máscaras, Sr. Rico. Al final del debate Rojo y compañía cantan la Internacional y Maria Antonia y sus amigos el cara al sol.