16 marzo 2016

LOS DIOSES ESTÁN LOCOS


Francis Underwood, el presidente que los Estados Unidos necesitan y merecen (al menos, según Francis) de “House of Cards”, es dios. Al menos, un dios griego. Los dioses griegos, como Phil Connors en “Atrapado en el tiempo”, son muy sabios no porque sean omniscientes, sino porque han vivido mucho tiempo y ya lo han visto y oído todo. Francis y Phil no tienen el don de la ubicuidad, pero ha estado en todas partes. Phil y Francis no diseñan el futuro, pero conocen gran parte de lo que va a suceder. Francis Underwood es el dios que gobierna Estados Unidos, y Phil Connors el dios que hace y deshace en Punxsutawney. Ni Francis ni Phil son omnipotentes, sino que llevan tanto tiempo en la política y tanto tiempo viviendo el día de la marmota que lo saben todo. Es conveniente prestar atención a lo que Phil dice acerca de Punxsutawney. Es muy conveniente prestar atención a lo que Francis dice acerca de la política.

Hay un detalle que acerca más a Francis Underwood a los dioses griegos. El presidente de los Estados Unidos no come ni bebe cosas normales, sino que bebe vino carísimo o whisky también carísimo y come extraños bocadillos o no come nada de nada. Los dioses griegos se alimentan de néctar y ambrosía, no de agua y carne. Cuando era congresista, Francis Underwood frecuentaba “Freddy´s BBQ Joint” para comer costillas. Ahora que es presidente, no. Si en “Friends” o “Big Bang” nos sorprende que sus protagonistas se pasen la vida comiendo, bebiendo y charlando en bares y salones, de forma que nadie sabe cuál es el trabajo de Chandler ni casi nunca vemos a nuestros físicos favoritos trabajando de verdad, lo que nos sorprende de “House of Cards” es que Francis Underwood y todos los que le rodean comen y beben política y poder, que es el néctar y la ambrosía de los dioses del Congreso. Francis no come lo que comemos los mortales, Claire no prueba bocado, Doug Stamper sencillamente no vive, la estratega Leann Harvey sólo se alimenta de ambición… Al menos, Phil Connors comía bien en Punxsutawney, y aprendió francés, a tocar el piano y a hacer esculturas de hielo. ¿De qué demonios le sirve el poder a Francis si sólo se alimenta de néctar y ambrosía y no tiene tiempo para aprender a hacer esculturas de hielo? Los dioses están locos, a no ser que vivan en Punxsutawney.