18 marzo 2012

LOS NUEVOS REALITIES

Una prueba de la extraordinaria potencia que encierra el género de los reality shows es la rápida evolución que ha experimentado en los últimos años. De estar centrado en el retrato permanente de gente con valores estúpidos, comportándose como tarados anormales con motivo de su injustificable reclusión en una casa, ha ido pasando a interesarse por otras áreas de la realidad de mayor relevancia para los espectadores: ha empezado a narrar la vida de artistas, políticos o científicos, en ocasiones incluso ha trasladado las cámaras hasta zonas remotas del planeta en donde grabar la vida de personas cultural y socialmente muy alejadas de nosotros. Sin traicionar en ningún momento sus raíces originadas en el reality show, -es decir, sin dejar de intentar mostar la realidad-, estos nuevos espacios incluso se han desvinculado del retrato de personas concretas: en los casos más vanguardistas los autores se han atrevido con realities sobre otras especies animales, o sobre conceptos abstractos como la religión, la economía o el arte. Es cierto que aún sobreviven los viejos realities imbéciles como “Gran Hermano” o “¿Quién quiere casarse con mi hijo?”, pero probablemente en el futuro sólo se les conozca por su papel de antecedentes de los nuevos reality shows. Y ya se ha creado un término para referirse específicamente a ellos: estos nuevos realities se llaman “documentales”.

Y ya se ha creado una cadena generalista en la TDT dedicada exclusivamente a ellos: laSexta 2. A partir de los próximos días laSexta 2 abandona su desorientada programación actual para centrarse únicamente en la promoción de este increíble nuevo género. Así como laSexta 3 acertó de pleno cuando decidió ocupar toda su programación con ese otro subgénero de los realities llamado “cine” en donde no se oculta a los guionistas y se cuida más la realización, todo apunta a que la nueva Sexta 2 será un nuevo acierto que deje definitivamente claro que la realidad es apasionante y sus shows más interesantes son los documentales. Y sin galas de eliminación.