13 marzo 2012

LA ALTERNATIVA ES LA MUERTE

Lo queramos aceptar o no, Paloma San Basilio fue en su día Russian Red y Russian Red será en su día Paloma San Basilio. Josema Yuste fue en su día Joaquín Reyes y Joaquín Reyes será en su día Josema Yuste. Manolo Escobar fue en su día Nacho Vegas y Nacho Vegas será en su día Manolo Escobar. Mi madre, que se pasa las tardes de los fines de semana viendo “Qué tiempo tan feliz”, fue en su día yo, y yo seré en su día mi madre y me pasaré las tardes de los fines de semana viendo “Qué tiempo tan feliz”. Sigmund Freud dijo que una madre y su hija son la misma mujer en dos momentos diferentes de la vida. El anciano Pierre Corneille le cantaba a su joven enamorada Thérèse du Park “yo he sido como usted, usted será como yo”. Neil Young escribió “Old man” para su amigo granjero Louis Avila y ahí le decía “anciano, mira mi vida, me parezco mucho a lo que tú eras”. Quizá Freud hubiera defendido que Paloma San Basilio y Russian Red son la misma cantante en dos momentos diferentes de la vida. Corneille cantaría “Josema Yuste ha sido como Joaquín Reyes, Joaquín Reyes será como Josema Yuste”. Young escribiría “Manolo Escobar, mira la vida de Nacho Vegas, se parece mucho a lo que tú eras”.

Woody Allen dice en “Delitos y faltas” que la comedia es la tragedia más tiempo. “Qué tiempo tan feliz” es probablemente “Sálvame” más tiempo, de la misma manera que probablemente “Sálvame” es “Otra movida” más tiempo. Un hombre feliz es igual que cualquier otro hombre feliz, pero un hombre infeliz es diferente de cualquier otro hombre infeliz, decía Mario Benedetti. Atrapados en nuestras infelicidades estamos convencidos de que jamás nos convertiremos en nuestros padres, pero tarde o temprano, al final del camino, nos encontraremos todos ante María Teresa Campos, los SuperSingles y la Maga Inés, que nos convencerán de que sí fuimos felices. El otro día, viendo a Víctor Manuel en “Qué tiempo tan feliz”, me di cuenta de lo que cuento en esta columna. La alternativa es la muerte.

1 comentario:

Francesc Bon dijo...

Insisto: Telecinco ni en el mando de la TV.