07 abril 2014

CAMARADA MARHUENDA

¡Camaradas! ¡Todos contra laSexta! ¡Unámonos contra el patrono que explota y aliena a la clase obrera! ¡Luchemos por un mundo nuevo en el que los proletarios no seamos reducidos a simples herramientas al servicio de una máquina televisiva que nos cosifica y explota! ¡El camarada Paco Marhuenda es la víctima de unas condiciones sociales y laborales objetivamente injustas que le obligan a decir las barbaridades que dice! ¡Si fuera un hombre libre diría alguna que otra barbaridad defendiendo su tramposa ideología neoliberal, pero no tantas! ¡Pero si es que no para, el pobre! ¡Esto es culpa de la explotación laboral a la que está sometido! ¡Él no es libre, es solo un hombre explotado por el hombre! ¡Está sometido a esclavitud por un sistema estructuralmente injusto que solo busca el lucro y la acumulación de capital en una alocada carrera hacia el abismo que ocasionará su propia destrucción!

¡Debemos tomar conciencia de lo injusta que es la situación! ¡Lo que vimos la noche del sábado en “laSexta Noche” es intolerable! ¡El patrono explotador obligó al camarada Marhuenda a debatir sobre la impresentable y arrogante conducta de Esperanza Aguirre, quien, como sabemos, no aceptó ser maltratada por los aparatos represores del Estado burgués en las mismas condiciones que tenemos que aceptar los demás! ¡LaSexta obligó a que el debate fuera largo, así que el camarada Marhuenda no pudo decir “Aguirre obró mal” y pasar a otra cosa! ¡El pobre tuvo que aguantar la humillación de verse obligado a decir una sarta de barbaridades inmensa para que la maquina televisiva no se detuviera y continuase el lucro explotador! ¡Y ni siquiera le pagan lo justo! ¡Tuvo que prolongar su horario laboral para que parte de las barbaridades que dijo generaran la plusvalía que no le pagan y se embolsa el patrono! ¡Y sabemos que si no admite este robo, será despedido sin derechos y sustituido por cualquiera de los millones de parados que forman el ejército de reserva laboral! ¡Agrupémonos todos en torno al camarada! ¡Pasemos a la acción! ¡A las barricadas!