07 marzo 2011

¡SE SIENTEN, COÑO!

Mala idea, mala idea. Sin discusión. De verdad, presentadores de los informativos de Antena 3, sentaros para dar los titulares. No hay vuelta de hoja. Estamos todos de acuerdo. Es cierto que estrenasteis un plató supermolón hace ya unos meses, con unas pantallacas supergansas que lo flipas, a las que apetece sacarles partido poniendo a Lourdes Maldonado de pie al lado leyendo en el teleprompter. Pero no. No me preguntéis por qué. Simplemente no. Hay cosas en esta vida que sólo pueden ser hechas de una manera. Hay que comer sentado. Hay que dormir tumbado. Hay que asistir a los conciertos de rock and roll de pie. Es cierto que otras actividades fundamentales para el buen vivir pueden ser practicadas en varias posturas. Pero, de verdad, Roberto Arce, de verdad, Mónica Carrillo, leer los titulares de las noticias del día en unos informativos que aspiran a convertirse en informativos de referencia dentro de una cadena generalista no es una de ellas. Eso hay que hacerlo sentado. Siempre ha sido así y siempre lo será.

Según los últimos datos que hemos conocido esta semana los informativos de Telecinco, -que mira que son malos, pero malos malos tan malos que un informativo más malo no puede ser pensado-, han adelantado en audiencia por primera vez en mucho tiempo a los de Antena 3 durante el mes de febrero. A ver si va a ser por esto. Yo no lo descartaría. Matías Prats, piénsalo por un momento, que a ti te harán más caso. En televisión de pie se conducen galas, se hacen monólogos, se presentan programas chorras delante de un croma sobre vídeos caseros sacados de youtube. Pero no se cuenta la última hora sobre los sucesos de Libia. Y da igual que el tamaño de vuestras pantallas supere al que usan los Rolling Stones en sus giras. O que la cámara la maneje un miembro del Circo del Sol. O que sea el mismísimo Valentino el que os vista de cintura para abajo. No se puede informar sobre el aniversario del 23-F de pie. Escuchamos a Tejero decir “¡se sienten, coño!” y parece que se está refiriendo a vosotros.