04 agosto 2011

UNAS GANAS LOCAS, LOCAS

A colaboradora de “Sálvame” de cabeza. Noemí Martínez, la concejala del PP en Manises (Valencia) que marchó el otro día de un pleno municipal para asistir como público en “Sálvame Deluxe” se merece un ascenso. Es cierto que ocupar la concejalía de Bienestar y entrar y salir de los plenos cuando le da la gana ya aporta a Martínez un bienestar considerable (tiene dedicación exclusiva en un ayuntamiento que acaba de subir el sueldo a sus ediles), pero se merece un bienestar mayor.

La política municipal es ingrata. Y en “Sálvame” puedes trincar mucho más rápido y además ser más famoso que ocupando una oscura concejalía municipal. Martínez tiene madera y ya logró salir dos días en su programa favorito. Primero tuvo la inmensa suerte de sentarse detrás de Kiko Matamoros en “Sálvame Deluxe”, ¡lo que darían los habituales del programa por salir vestidos de verde detrás de Matamoros cada vez que le enfocan las cámaras porque es el contertulio que más grita de los cuatro que están hablando en ese momento! Luego salió en “Sálvame diario” dando explicaciones, desmintiendo, negando, diciendo que no hay nada. ¡Nada! Justo la especialidad del programa.

Esta chica se merece un ascenso y, pizpireta, ya ha elegido el bando que quiere ocupar en las trifulcas diarias: “Matamoros tiene un corazón enorme”. Sus compañeros del Ayuntamiento dicen estar “muy contentos de que la concejala fuera al programa, acompañando a un grupo de vecinos. Y muy orgullosos de que se pusiera en primera fila y saliera en la pantalla detrás de Kiko Matamoros”. Pues que la premien dándole una patada hacia arriba, que seguro que nunca marchará de un plató de Telecinco para ir a sentarse detrás de un don nadie en un pleno municipal sin importancia. Puede empezar discutiendo y gritando sobre sus propios trapos sucios para ir entrando en ambiente. Seguro que tiene unas ganas locas, locas, de explicar públicamente todo lo que hay, que es nada. ¡Nada! Justo la especialidad del programa.