21 junio 2013

¿VEN 13TV EN EL CIELO?

¿Ven 13TV en el Cielo? 13TV es la cadena propiedad de la Conferencia Episcopal. La Conferencia Episcopal es la institución propiedad de Dios. Dios vive en el Cielo, y su DNI tiene menos dígitos que el de la infanta Cristina. Así que supongo que todos los programas de 13TV han de tener un share del 100% en el Cielo a lo largo de toda la programación. Tiene que tener su puntito: después de cenar (¿en el Cielo cenan?), ¿se reúnen todas las almas que han fallecido en gracia de Dios y para enterarse de lo que ha pasado en nuestro país durante ese día (¿en el Cielo hay días?) sintonizan “El cascabel al gato” y asisten interesadas al curso de la conversación dirigida por Antonio Jiménez? ¿Y cuando interviene Hermann Tertsch o Paco Marhuenda asienten convencidas? ¿Y las almas más emprendedoras incluso se animan a llamar por teléfono (¿en el Cielo hay teléfonos?) para votar a favor o en contra de que, por ejemplo, la asignatura de Religión tenga el mismo peso en la nota final de un estudiante que la asignatura de Lengua? ¿Y si algún alma propone zapear y ver Intereconomía o los informativos de La 1 Dios la mira y da un chasquido (¿Dios tiene lengua?) con un tono de ligero reproche?

Pues yo paso de ir al Cielo. Lo siento. Toda la vida se me vendió la moto de que el Cielo era una experiencia de éxtasis permanente debida a la contemplación de Dios, y ahora va a resultar que, aparte de Dios, uno también tiene que pasarse toda la eternidad contemplando a Carlos Cuesta y a Isabel Durán. Y si ver a Carlos Cuesta diez o quince segundos ya provoca un leve asquito y una náusea difusa, no quiero ni imaginar la dispepsia (¿las almas sufren también trastornos digestivos?) que puede causar una exposición ad eternum. ¿Yo convertido en un ser de luz flotando en medio de la nada con la podrida prosodia de Isabel Durán a todas horas comiéndome la oreja? Ni jarto de vino de misa. El infierno debe de ser un lugar bastante desagradable, pero intuyo que, aunque solo sea por el título, ahí podremos ver con frecuencia a Ferreras en “Al rojo vivo”.