10 junio 2016

A FAVOR


Hay gente que va a una de esas tiendas en las que venden cosas así, variadas, para los seres humanos y piden 70 kilos de comida para 122 humanos adultos como si tal cosa. Pero cuando el dependiente desconcertado les pregunta si es que les gustan mucho los adultos se descubre que no especialmente, que lo que les pasa es que son muy raros y compran comida para adultos porque están totalmente en contra de los niños. ¡En contra! Por Dios, con lo moderno que es estar a favor en vez de estar en contra. Y encima en contra de los niños. Venga ya, no me fastidien, hay que estar a favor de los niños en cualquiera de sus presentaciones comerciales y sea cual sea su posología. Y si se trata de niños en la tele, más. A favor de los niños, de los programas con niños, de los programas con niños para niños y de los programas con niños para adultos con niños. A favor de que los niños puedan informarse para tomar una decisión ponderada y madura del partido político al que tienen que decirle a sus padres que deben votar. A favor de “26J. Quiero gobernar”.

 ¿No empezamos hace años con campañas televisivas destinadas a convencer a las niñas y niños de lo que tienen que decir a sus padres para que sepan con qué llenar el carrito de la compra si nos quieren que sus pobres hijos crezcan con un trauma? ¿No continuamos convenciendo a los niños y las niñas de lo que tienen que comprar, comer o vestir antes muertas que sencillas? ¿Por qué no seguir apostando por que sean esos diablillos los que digan a sus papis lo que tienen que votar si no quieren ser que los otros se rían de ellos en el cole porque los demás ya lo consiguieron y ellos no?

Además, esas fotos en campaña de candidatos con niños en la calle que lucen tan bien en el “Telediario” no se pueden dejar en manos del azar. ¿Y si los niños no aparecen a tiempo o dan mal en la tele? ¿No es mejor que los candidatos vayan a tiro fijo y ya los tengan convenientemente seleccionados y recogidos en un ‘niñódromo’ como el que tiene Telecinco montado en “26J. Quiero gobernar”? Pues ya está: a favor, siempre a favor.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Parece que ve usted demasiada telecinco.