04 junio 2016

YOLA BERROCAL, EVACUADA


¿Se acuerdan de “Splash! Famosos al agua” o “¡Mira quién salta!”? Qué nostalgia de aquellos tiempos de anteayer en los que podía ser tan importante la forma de tirarse al agua como el estilo al emplatar. Había quien, con buen juicio, alertaba de que aquellas gilichorradas aereoacuáticas podían llevar a que el afán de imitación causara accidentes y lesiones. Justicia poética: los consumidores de productos televisivos estupidifacientes han recibido su lección. Tardía, pero eficaz. Esta semana en “Supervivientes” tiraron a Yola Berrocal a una charca de mala manera y se hizo daño. Moraleja: zambullida, pupa, tíos. Qué gran lección. Para que luego digan, empezando por quienes la hacen, que la telebasura no es educativa.

Pero en Telecinco siguen empeñados en no reconocer que sus programas enseñan (a veces, como esta, cosas sensatas; otras, las más, tonterías). De hecho, dicen que no fueron unos inconscientes que tiraron a Berrocal al agua para divertirse, sino que se cayó. O sea, empujan a la gente al agua, pero es ella la que cae. En este caso, la ponen agarrada a un palo a la espera a que la gravedad actúe, y cuando lo hace dicen que la señora se cae. Yo no he sido. A mí y a mi equipo de abogados que nos registren. Que no hubiera subido. Que se hubiera agarrado más fuerte. Que no hubiera entrado al agua haciendo un Falete.

Ahora el daño está hecho. En la espalda y en la autoestima de una mujer que estaba dando lo mejor de sí misma para mantener viva su triste carrera profesional. En esta edición de “Supervivientes” que la rescató del olvido había conseguido enseñar el culo y una teta en dos oportunos descuidos. En el chapuzón desde la cucaña se descuidó de verdad y no logró enseñar la otra teta. Maldición. ¿Podrá culminar su misión? Qué nervios, no se sabe si la dejará inconclusa por ser definitivamente desalojada de Honduras, ese país en el que España hace televisión superficial. ¿Dije “desalojada”? Despidámonos por todo lo alto: tratándose de semejante mierda de programa, sustituyan “desalojada” por “evacuada”.