24 noviembre 2008

PAN Y PASTELES

Lo demostró hace años Mel Brooks en “La loca historia del mundo”: es bueno ser rey. Qué demonios, en realidad es estupenda cualquier cosa que te aparte de la plebe, te eleve por encima del vulgo. ¡Es tan plebeya la plebe, tan vulgar el vulgo! Si es que no tiene ni aspiraciones como Dios manda. Una viñeta, ¿era de Perich?, lo dejaba claro: una señora ve a un pobre que pide pan y comenta: “nunca llegará a nada, al menos podía pedir pasteles”. Las quejas de la plebe por lo que emiten por la televisión generalista son igual de ingenuas. ¡Se quejan de la telebasura! Caray, pues que vean la televisión de pago.

Un ejemplo: el sábado por la noche y el domingo por la tarde en Canal Historia emitieron las dos entregas del documental “La pirámide perdida”. Ya lo habían estrenado en septiembre, pero, ¿quién se resiste a dos horas comiendo pasteles? Las mejores imágenes, las mejores reconstrucciones históricas, la mejor infografía por ordenador para mostrar una investigación puntera realizada por los mejores arqueólogos contando la historia apasionante de una pirámide construida en tiempos de las famosas de Keops, Kefrén y Mikerinos que no había sido encontrada. Dos golosos reportajes de la BBC, esa cadena pública británica que tiene dinero para hacer programas que la cadena pública española no tiene dinero para comprar. El dinero de RTVE sólo alcanza para que TVE emita “¡Mira quién baila!” o para que RNE enseñe esoterismo pagando a colaboradores como Javier Sierra y Miguel Blanco (es curioso, un programa tan caro como “La pirámide perdida” no dedicó un céntimo a las paparruchas esotéricas: sólo investigadores de verdad que trabajan y descubren cosas de verdad).

Así son las cosas. El vulgo nunca llegará a nada, con lo ricos que están los pasteles. Esa absurda pataleta de la telebasura que con su pan se la coman.

2 comentarios:

Theo dijo...

Atribuyen a Maria Antonieta la frase "si el pueblo no tiene pan, que coma croissants", aunque probablemente no sea más que un infundio de la propaganda revolucionaria.

Saludos!

Anónimo dijo...

"Esa cadena pública británica que tiene dinero para hacer programas que la cadena pública española no tiene dinero para comprar."

Es de las mejores frases tuyas que leo en un tiempo. Sigue asi.