17 noviembre 2012

¡SUPERA ESO, NEGRO!


Puede que José Corbacho haya estrenado un nuevo programa en Telecinco. No estoy seguro. Sí sé que la cadena amiga (es que antes quería llamarse así) emitió una cosa llamada “Cabaret Olé” presentada por Corbacho. Pero no promocionó el producto. Tampoco aclaró si se trataba de una emisión aislada o de un programa con continuidad. Aunque eso no es lo peor. Lo peor es que esa “cosa” se emitió el día de la huelga a las tantas tras un refrito de “La voz”. ¿O es que Corbacho fue la gran estrella de la noche tras tener de telonero el refrito de “La voz”.


Cuentan que en una ocasión el sureño y egocéntrico Jerry Lee “The Killer” Lewis tuvo que actuar como telonero de Chuck Berry. “El cantante más salvaje de la historia del rock” (si Roy Orbison le llamaba así, por algo sería) terminó su actuación prendiendo fuego con gasolina al piano, salió del escenario y le espetó a la estrella “oficial” de la noche: “Top that, nigger” (“¡Supera eso, negro!”). A veces es mejor actuar sin teloneros.

Lo tuvo peor anteayer “Hospital Central”. Fue peor que tener de telonero un refrito de “La voz”. ¿Se acuerdan de Tania Llasera, esa chica que tiene Telecinco para incendiar debates prefabricados around and around del programa-estrella de la temporada? Pues igual que lo hizo con “Gran hermano” ahora lo hace con “La voz”. La veterana serie “Hospital Central”, la que otrora reinaba en el horario de máxima audiencia, estrenó anteayer su última temporada emparedada entre dos programas de Llasera. Uno se llamaba  “La voz: La hora de los elegidos”. El otro, también. Imagínense ser telonero de tu telonero… teniendo un telonero así. “Hospital Central” pinchó, claro. Si Chuck Berry hubiera tenido que actuar en esas condiciones habría aprovechado su “andar de pato” para irse, pasito a pasito, a un escenario más acogedor con un piano ardiendo empapado de gasolina.