01 noviembre 2012

HERE COMES JÁLOGÜIN

La fiesta de Halloween ya está aquí. No es que ya haya llegado de EEUU la edición de este año, es que ya es nuestra fiesta. Hasta hace poco nos llegaba a la tele cuando las series americanas incluían un capítulo dedicado al lejano Halloween igual que había otro para la cercana Navidad. Ahora el Halloween nos inunda con la misma naturalidad que un huracán inunda Manhattan. Puedo probarlo.

La primera vez que “Los Simpson” se ‘halloweenizaron’, el delincuente Snake es condenado a muerte porque tras prender fuego a un orfanato y volar un autobús con monjas, ¡se saltó la prohibición de fumar en el badulake! Vale, pues ahí está: en “Gandía Shore” (domingos, en la MTV cañí) llevan un mes pisando el acelerador intentando escandalizar a la peña con telebasura recauchutada para ganar un poco de presencia mediática dando que hablar… y ahora nos vienen con que van a difuminar los cigarrillos para que no se vea cómo fuman los especímenes que participan en esa feria de ganado. Si lo que quieren es portarse bien, sería mejor que dejaran de incendiar orfanatos y volar autobuses con monjas, o, si no, difuminar el programa completo. Por cierto, en ese mismo capítulo, al trasplantar el tupé infernal de Snake a Homer se le trasplanta su alma malvada. Ya saben que aquí fue Mariló Montero la que inauguró el Halloween 2012 contando en directo por dos veces sus dudas acerca de si está demostrado científicamente que al trasplantar un órgano no se trasplanta el alma (y al decir “científicamente” demuestra científicamente que no sabe lo que dice).

¿Tan americanizados estamos que hasta nuestro Jálogüin parece yankee? No. Ayer, entre esos titulares que recorren la parte inferior de la pantalla en las noticias de la mañana de La 1, salía una y otra vez el mismo aterrador aviso: en Canarias se quedaron sin luz por la caída de un “póster” (un “póster” de la luz, claro). ¿A que da miedo pensar lo zombis que están los pobres redactores que se pegan esos terroríficos madrugones para que los demás podamos desayunar viendo las noticias?