11 junio 2011

GENE KELLY Y TUTANKAMÓN



El canal TCM Clásico emite durante el mes de junio los mejores musicales de la historia del cine. El Museo Egipcio de El Cairo guarda entre sus muros los mejores tesoros de la civilización egipcia. Hay grandes musicales (“Moulin Rouge”, por ejemplo) que no forman parte del cine clásico. Y hay grandes tesoros del antiguo Egipto (la piedra de Rosetta, por ejemplo) que no están en el Museo Egipcio de El Cairo. Pero “Cantando bajo la lluvia”, “Un día en Nueva York”, “El mago de Oz”, “Ha nacido una estrella” o “Siete novias para siete hermanos” son obras maestras indiscutibles que merecen estar en la selección de junio de TCM Clásico, del mismo modo que la paleta de Narmer, la estatua del escriba sentado, la tríada de Micerino, los perfiles de Akhenatón o la máscara de Tutankamón son preciosos tesoros dignos de ser mostrados en el Museo Egipcio de El Cairo.

Ahora bien, mientras que la suma de los musicales que ofrece TCM Clásico es superior a las partes, la suma de los tesoros del Museo Egipcio de El Cairo no es superior a las obras de arte que lo forman. Después de visitar el especial dedicado al cine musical de TCM Clásico es fácil llegar a la conclusión de que el musical clásico es más que la suma de “Cantando bajo la lluvia” y “El mago de Oz”, mientras que tras pasear por el deslumbrante pero caótico Museo Egipcio de El Cairo uno tiene la sensación de que el mejor Museo egipcio del mundo es menos que la suma de las obras de arte que contiene. Es más fácil hacer una selección de los mejores musicales del cine clásico que hacer una selección de los mejores tesoros del antiguo Egipto, y por eso el especial de TCM Clásico dedicado al musical está muy por encima de Gene Kelly, mientras que el Museo Egipcio de El Cairo está un poquito por debajo de la máscara de Tutankamón.

Pero lo importante es que tanto Gene Kelly como la máscara de Tutankamón nos alegran la vida y hacen que queramos ser mejores personas. Viva TCM Clásico y viva el Museo Egipcio de El Cairo.