06 septiembre 2016

POR UN MENSAJE NAVIDEÑO DE FELIPE VI EN JORNADA DE REFLEXIÓN

Sí, sí, y mil veces sí. Elecciones el 25 de diciembre. Para que por primera vez en nuestra vida la Navidad no sea lo más destacado de la Navidad. Para poder empezar las discusiones ya en los aperitivos de las cenas de empresa y familiares sin necesidad de esperar a los postres. Pero, sobre todas las cosas de la tierra y los cielos, elecciones el 25 de diciembre para ver el 24 de diciembre cómo se come Felipe VI el marronazo del Mensaje Televisivo de Navidad.

Venga, Majestad, le estamos escuchando. No se corte, adelante, nunca un mensaje de este tipo va a haber tenido más audiencia. A ver qué nos va a contar durante la jornada de reflexión de las elecciones generales del día siguiente. Le recuerdo que no puede decir nada a lo que pudiera encontrarse una interpretación electoral y que el mero hecho de que usted esté ahí sentadito ya tiene una interpretación electoral. Uyyyy… esa alusión a que nuestro país atraviesa un momento importante. Uyyyy… esas fotos en la repisa de atrás con según qué dirigentes. Uyyyy… ese balance del año que termina. ¿No sería delicioso escuchar un Mensaje Televisivo de Nochebuena de Felipe VI que dure sólo treinta segundos porque la Junta Electoral Central le ha recortado el noventa y cinco por ciento del texto? Y díganos, Majesty, ¿por qué no está usted reflexionando como el resto de españoles?

Por eso hay que instar a todos los partidos a que redoblen sus esfuerzos para que se repitan las elecciones el 25 de diciembre. Que si, por lo que sea, se atisba alguna solución al atasco institucional y aparece la posibilidad de poder investir un presidente en los próximos meses, peguen inmediatamente un puñetazo encima de la mesa y rompan irrevocablemente las negociaciones con cualquier excusa. Que sea la mía la primera firma de este manifiesto que sin duda será respaldado en las próximas horas por centenares de intelectuales. Contra todo acuerdo. A favor de un mensaje navideño en el que Felipe VI se limite a decir “buenas noches, españoles y españolas, feliz Navidad”.