11 marzo 2010

EL PROBLEMA DEL DÍA

Cito de memoria: “Cuando un programa de televisión se justifica diciendo que sirve para ‘desconectar de los problemas del día’, échate a temblar”. Díjolo el Consejo Superior de Investigaciones Manifiestamente Manipuladas, punto redondo. Así que desde el lunes tenemos un motivo más para echarnos a temblar: “La jaula”, el último invento de Antena 3 para la sobremesa, se presenta como un programa que sirve para “desconectar de los problemas del día”. Mete miedo.

Cualquiera que intente ver la tele por las tardes sabe que uno de los problemas del día es hacer zapping con cuidado de no apretar el botón 5 y caer en “Sálvame”. Pues ahora el problema es doble porque tampoco hay que apretar el botón 3 y caer en “La jaula”, un programa hecho con los mismos mimbres de “Sálvame”: una tropa de famosos en el plató hablando de sí mismos y los demás, discutiendo sobre sí mismos y los demás, pero en un ambiente distendido de diversión, humor y buen rollo, que no son muchos los españoles que pueden permitirse el lujo de ganarse la vida de una forma tan miserable.

Dicen contar con un amplio elenco de colaboradores porque le llaman elenco al mismo error repetido varias veces: Pocholo, hijo del Barón de Gotor; Sofía Cristo, hija de Ángel Cristo y Bárbara Rey; Chayo Mohedano, hija de la colaboradora de “Sálvame” Rosa Benito; “El Yoyas”, hijo de “Gran hermano”; Nuria Bermúdez, ex mujer de un futbolista; y Charo Reina, gran artista que hace poco demostró en “La noria” que conoce este oficio. Y, por si fuera poco, de superestrella tienen a Paquirrín, el hijo de Isabel Pantoja que ahora dice ser humorista porque cuando sale de juerga cuenta chistes y todos se parten el culo con él.

Anna Simón, linda presentadora, si todos estamos preocupados menos tú... es que no has entendido el problema.

2 comentarios:

FLoR dijo...

"No son muchos los españoles que pueden permitirse el lujo de ganarse la vida de una forma tan miserable"
Solo por esta frase merece la pena enlazar el post al FaceBook para que haya lugar a reflexiones.

david dijo...

Es curioso que todos sean unos hijos de