17 abril 2013

POR SIEMPRE, TED

A Josh Radnor, el actor que interpreta a Ted Mosby en la serie “Cómo conocí a vuestra madre”, no le gusta su personaje porque le parece ridículo. Josh está harto de que le pregunten quién es la madre, afirma que la serie no es una de sus prioridades y se esfuerza en dejar claro que él escribe los guiones de sus películas, pero no tiene nada que ver con los guiones de “Cómo conocí a vuestra madre”. Josh Radner estuvo en España presentando “Amor y letras”, su segunda película, pero todos le preguntaban por Ted y por “Cómo conocí a vuestra madre”. Pobre actor con éxito. Qué pena.

Umberto Eco siempre tendrá que contestar cientos de preguntas sobre su novela “El nombre de la rosa”, a Mark Knopfler siempre le pedirán que toque “Sultans of swing” en sus conciertos, Jim Parsons jamás se quitará de encima el personaje de Sheldon Cooper, Matt LeBlanc jamás dejará de ser Joey, es imposible pensar en James Galdonfini sin que aparezca la sombra de Tony Soprano y es imposible ver a Leonard Nimoy sin echar de menos las orejas puntiagudas de Mr. Spock. Hay que aguantarse, amigos. El desprecio que muchos escritores, músicos y actores sienten por las creaciones que les hicieron famosos es tan inexplicable como injusto. No me imagino a Albert Einstein contestando en plan borde a preguntas sobre la Teoría de la Relatividad, ni a Marie Curie poniendo cara de asco cuando tenía que hablar de sus estudios sobre el radio, ni a Gandhi quejándose de que todos le pregunten por la independencia de la India. Mourinho se lo pasa en grande analizando su paso por el Chelsea ante cualquiera dispuesto a escucharle. A Maradona se le ilumina la cara cada vez que le preguntan por sus dos goles a Inglaterra en el Mundial de México. Shigeru Miyamoto no odia a Mario. Si Miguel de Cervantes volviera al mundo de los vivos aceptaría con una gran sonrisa el interés universal por “Don Quijote de la Mancha” y soportaría con media sonrisa el desinterés general por su poesía. Y aún diría más. Si se produce la parusía, la segunda venida de Cristo a la tierra, y Jesús da una rueda de prensa, los periodistas le preguntarán por las bodas de Caná, el milagro de los panes y los peces y sus otros grandes éxitos. Luego ya, si eso, el fin de los tiempos.

Josh Radnor siempre será Ted Mosby. Luego ya, si eso, veremos sus películas.