06 octubre 2014

NOSTALGIA DE LA NOSTALGIA

(Con motivo del quinto aniversario de “Qué tiempo tan feliz”)

Qué recuerdos tan bonitos me traen los primeros años de “Qué tiempo tan feliz”. Entonces sí que se hacía buena televisión. No como ahora. Los primeros programas de “Qué tiempo tan feliz” eran espléndidos. Ahora si pones la tele no ves más que porquerías y violencia y cochinadas. Pero antes... Ay, antes... Me acuerdo de que en las primeras emisiones de “Qué tiempo tan feliz” pudimos ver excelentes programas sobre figuras tan importantes como Paquirri o Mayra Gómez Kemp. Eran programas realizados con mucho gusto. Pero “Qué tiempo tan feliz” ya no es lo que era. Estas últimas semanas dedicaron tiempo a figuras pasadas de moda como Mayra Gómez Kemp y Paquirri. No hay color. ¡Y aquellos cantantes tan majos que había antes en el grupo del programa! Que cantaban cosas como “Un rayo de sol” o “Vivo cantando”. Eran chavales de los primeros años de “Operación Triunfo”, que fueron mucho mejores que los años siguientes. Ahora los cantantes que amenizan el espacio han salido de los últimos años de “Operación Triunfo”. No hay comparación. Y cantan cosas como “Vivo cantando” o “Un rayo de sol”.

Y María Teresa Campos... Por favor, vaya diferencia. Qué buena era la María Teresa Campos de los primeros años de “Qué tiempo tan feliz”. Antes era dinámica, divertida, ágil, y daba gusto verla presentar a artistas como Raphael o el Puma o Chayanne o Shalia Dúrcal. Pero eso era antes, cuando las cosas eran mucho mejor que ahora. Ahora... Ahora ya no es lo mismo. Yo no digo que no haya estado dinámica, divertida y ágil en el programa de ayer cuando presentó a Shalia Dúrcal, Chayanne, el Puma y Raphael, pero donde esté la María Teresa Campos de antes... Y antes salía su hija Terelu, no como ahora, que sale su hija Terelu... Ya no hay nostalgia como la de antes. Los nuevos ancianos que se incorporan este año a ver “Qué tiempo tan feliz” nunca entenderán lo bueno que era el programa al principio. Eso sólo lo sabemos los antiguos ancianos.